15 meses de prisión preventiva para Shirley Arica por violar el estado de emergencia

La modelo Shirley Arica continúa en el ojo de la tormenta. Tras ser detenida por asistir a una fiesta durante el toque de queda, el Juzgado de Emergencia de la Corte Superior de Justicia del Callao le dictó 15 meses de pena privativa de libertad suspendida por el delito de violación de las medidas sanitarias durante la pandemia de la COVID-19.

Así, en menos de 48 horas, dicho juzgado declaró fundado el pedido de “incoación de proceso inmediato” contra Arica, que fue solicitado por la fiscal provincial Olga Ochoa Casas, del Cuarto Despacho de la Séptima Fiscalía Provincial Penal Corporativa del Callao. El sábado 23 de mayo, la modelo, junto a tres infractores, fueron conducidos por la policía a la comisaría de La Perla.

También te puede interesar:  De no ser por los “martillazos” hoy veríamos imágenes dantescas y terroríficas : MINSA

La detención ocurrió luego de que vecinos del Callao denunciaran que una fiesta se estaba llevando a cabo en un inmueble ubicado en la avenida Costanera. Hasta allí llegaron los agentes policiales, quienes encontraron como evidencias varias cajas de cerveza y whiksy. Además de Arica, también estaban presentes Gladys Sifuentes, Renán Huerta y Aldair Solís.

En el acto, el Ministerio Público decidió actuar frente a los hechos. Sin embargo, las mujeres se negaron a ser examinadas por el médico legista y todos se reservaron de su derecho a declarar. Así, Shirley Arica permaneció en la Depincri del Callao a la espera del fiscal de turno.

La audiencia se realizó el domingo 24 de mayo por la noche, cumpliendo las medidas sanitarias y utilizando las herramientas tecnológicas, conforme a los protocolos interinstitucionales vigentes. Los procesados aceptaron los cargos y se acogieron al proceso de terminación anticipada, con lo cual el Ministerio Público impuso la pena privativa de libertad suspendida.

También te puede interesar:  Policías se disfrazan de coronavirus para concientizar a quienes incumplen la cuarentena

De este modo, Shirley Arica y las demás personas imputadas fueron condenadas, además de los 15 meses mencionados, a 90 días de multa y S/ 1000 de reparación civil cada uno a favor del Estado peruano.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *